Año 3, número 8: septiembre 2012 (e.·. v.·.)

Biografía:
Q.·. H.·. Rufino Blanco Fombona

Trazados de la R.·. L.·. Lautaro 197:
La Masonería y el Arte Real
El Masón como Ciudadano

Laicismo:
El Laicismo como Terapia Pedagógica

Principios:
Colección de Pensamientos Célebres

Minuto Masónico:
La Libertad

Preguntas y Respuestas


IN MEMORIAM AL PRIMER BOY SCOUT EN LA LUNA, NEIL ARMSTRONG, JR. E HISTORIA DE LA FLOR DE LIS EN LA LUNA

Nota: El astronauta Neil Armstrong no fue Masón. Su padre homónimo lo fue de la Grand Lodge, FAAM, of the District of Columbia en Washington, DC., USA. De allí la confusión.

FENIXnews. En el verano de 1969 el primer hombre ponía un pie en la luna se trataba del comandante norteamericano Neil Amstrong Jr.: quien había sido scout y en su uniforme portaba una insignia más: una gloriosa Flor de Lis. Por eso nos atrevemos a decir sin modestias que solo la NASA, los masones y los Scouts han estado en la luna.

La misión Apolo 11 fue enviada al espacio el 16 de julio de 1969, siendo la primera misión tripulada en llegar a la superficie de la Luna. El Apolo 11 fue impulsado por un cohete Saturno V desde la plataforma LC 39A y lanzado a las 10:32 hora local del complejo de Cabo Kennedy, en Florida (Estados Unidos). Oficialmente se conoció a la misión como AS-506.

La tripulación del Apolo 11 estaba compuesta por el comandante de la misión Neil A. Armstrong, de 38 años (scout); Edwin E. Aldrin Jr. de 39 años (masón y scout) y piloto del LEM, apodado Buzz. y Michael Collins, de 38 años, piloto del módulo de mando. La denominación de las naves, privilegio del comandante, fue Eagle (símbolo del escultismo norteamericano) para el módulo lunar y Columbia para el módulo de mando.

El comandante Neil Armstrong fue el primer ser humano que pisó la superficie de nuestro satélite el 21 de julio de 1969 a las 2:56 (hora internacional UTC) al sur del Mar de la Tranquilidad (Mare Tranquillitatis), seis horas y media después de haber alunizado.

Amstrong pasó a la historia como el primer hombre en la luna y el primer scout (que significa en español explorador) que más lejos ha puesto la frontera de la exploración.


Amstrong y la certificación de la Flor de Lis scout en su uniforme.

Y para sorpresa de todos, el primer hombre en colocar los pies sobre la luna lleva consigo el emblema scout mundial, LA FLOR DE LIS, tal y como certifica en papel membreteado de la NASA, que a la letra dice:

“Certifico que esta insignia scout mundial fue llevada a la superficie de la Luna en el primer alunizaje del hombre. Apolo XI, 20 de julio de 1969. Firma Neil Armstrong, Jr. Comandante de la tripulación del Apolo XI”.

El emblema Scout que figura en el mencionado certificado fue creado por el Q.·.H.·. Baden Powell. La Flor de Lis, que indica el Norte sobre mapas antiguos, es un recordatorio de que el Scout debe ser tan fiable como una brújula, y debe respetar los ideales scouts y ayudar a mostrar a otros el camino a seguir.

Un símbolo muy apropiado para que ser transportado por el primer hombre que pisó la Luna.


NUESTRO VISITADOR
Q.·. H.·. OSCAR WILDE

Nacido en Dublín en 1854, se formó en la universidad de esta ciudad y en la de Oxford, donde pronto comenzó a ser famoso por su inteligencia e ingenio. Instalado en Londres y en París, viajó en varias ocasiones por Italia, Grecia y el norte de África. Su brillantez y capacidad de expresión le llevó a cultivar varios géneros, dando muestra en todos ellos de una extraordinaria calidad y capacidad creativa. Así, compuso poemas, obras dramáticas, novelas, ensayos e incluso crítica literaria. También dictó una serie de conferencias en Estados Unidos sobre el escepticismo (1882). Continuando la línea iniciada por Baudelaire, elaboró una teoría estética que propugnaba “el arte por el arte”, lo que le puso al frente del movimiento esteticista. En 1884 se casó con Constance Lloyd, matrimonio de corta duración pero del que nacerán dos hijos. En 1891 publicó dos de sus novelas más famosas, “El retrato de Dorian Grey” y “El crimen de Lord Arthur Saville”. Sus obras son celebradas por la aristocracia inglesa, que le convierte en un ídolo y un modelo a seguir por su brillantez, ingenio y elegancia. Los círculos aristocráticos en que se desenvuelve los refleja a la perfección en cuatro comedias: “El abanico de Lady Windermere” (1892), “Una mujer sin importancia” (1893), “Un marido ideal” (1895) y “La importancia de llamarse Ernesto” (1895). Ídolo de la nobleza, su amistad con lord Alfred Douglas está en el origen de su caída en desgracia. Ésta se produce en 1895, cuando es acusado de homosexualidad, recayendo sobre él una condena de dos años de trabajos forzados. Durante su estancia en prisión, escribió el largo poema “De profundis” (1905) y “Balada de la cárcel de Reading” (1898), en los que realiza un ejercicio de introspección y da muestras de su excelente hacer en el género poético. Tras salir de prisión, busca refugio en Francia, sólo y sin apenas medios para sobrevivir. En 1900, después de tres años de abandono, se producirá su muerte en París. Wilde destaca tanto por su calidad literaria como por su vida transgresora, más en una época y lugar caracterizados por la más estricta moralidad y culto a la apariencia y las “buenas costumbres”. Su proceso sirvió de piedra de toque para medir la capacidad de la sociedad inglesa para adaptarse a los cambios. Literariamente, sus piezas albergan un estilo brillante, de alta calidad estética y formal y una temática novedosa. El retrato de sus personajes y de la sociedad está hecho con certera precisión, mostrándose a veces implacable. Otras obras suyas son “La duquesa de Padua”, “El ruiseñor y la rosa”, o una ingente producción de artículos periodísticos que vieron la luz tanto en Europa como en Estados Unidos, entre los que merece la pena destacar “Los modelos en Londres”, “Impresiones de Yanquilandia” o “La invasión americana”.

Fue iniciado a la Masonería en la Apollo University Lodge No. 357, Oxford, el 25 de mayo de 1875.

.·.

POEMAS DE OSCAR WILDE

EN EL SALÓN DORADO

UNA ARMONÍA

Sus manos de marfil en el teclado

extraviadas en pasmo de fantasía;

así los álamos agitan sus plateadas hojas

lánguidas y pálidas.

Como la espuma a la deriva en el mar inquieto

cuando muestran las olas los dientes a la brisa.

Cayó un muro de oro: su pelo dorado.

Delicado tul cuya maraña se hila

en el disco bruñido de las maravillas.

Girasol que se vuelve para encontrar el sol

cuando pasaron las sombras de la noche negra

y la lanza del lirio está aureolada.

Y sus dulces labios rojos en estos labios míos

ardieron como fuego de rubíes engarzados

en el móvil candil de la capilla grana

o en sangrantes heridas de granadas,

o en el corazón del loto anegado

en la sangre vertida del vino rojo.

Versión de E. Caracciolo Trejo

Edición de Libros Río Nuevo 2001

·

MI VOZ

En este mundo inquieto, moderno, apresurado,

tomamos todo aquello que nuestro corazón deseaba -tú y yo,

y ahora las velas blancas de nuestro barco están arriadas

y agotada la carga del navío.

Por ello, prematuras, empalidecen mis mejillas,

pues el llorar es mi contento huido

y el dolor ha apagado el rosa de mi boca

y la ruina corre las cortinas de mi lecho.

Pero toda esta vida atiborrada ha sido para ti

solamente una lira, un laúd, el encanto sutil

del violoncello, la música del mar

que duerme, mímico eco, en su concha marina.

Versión de E. Caracciolo Trejo

Edición de Libros Río Nuevo 2001

·

VITA NUOVA

Detúveme junto al mar inmemorial

hasta que el rocío de la olas cara y cabellos empapara;

los rojos fuegos luengos del día agonizante

ardían en el Oeste; soplaba el viento horrible

y huían hacia tierra clamorosas gaviotas:

«¡Ay!» grité, «mi vida llena está de dolor,

¿quién puede cosechar fruto o grano dorado

de estos páramos que sin cesar duramente trabajan?»

Mis redes se abrían enormes con roturas y fallas;

sin embargo, como un último esfuerzo,

en el mar arrojélas y aguardé el final.

Entonces, ¡oh gloria súbita!

de las aguas negras de mi pasado torturado

vi el esplendor argénteo de blancos brazos ascender!

Versión de E. Caracciolo Trejo

Edición de Libros Río Nuevo 2001


Columna de la Armonía

Ludwig van Beethoven: Sinfonía Nº 3 en mi bemol mayor, Op. 55  “Eroica”.

Orquesta Filarmónica de Nueva York
Dirección: Bruno Walter
Fecha de Grabación: 20 de enero de 1941

Licencia: Creative Commons Attribution-Noncommercial-Share Alike 3.0


© 2012

R.·. L.·. Lautaro Nº 197, Or.·. de Caracas, Venezuela. Descargo de Responsabilidad

Página diseñada para ser vista con el navegador Google Chrome

Anuncios