Sir Christopher Wren

El último Gran Maestro operativo
Publicado por Mannaz

Christopher Wren fue el último Gran Maestre Masón de la vieja francmasonería operativa de Inglaterra, abandonó su cargo en 1702. Quince años después los pastores protestantes Anderson y Desaguliers fundarían la actual masonería especulativa en la nueva Gran Logia de Inglaterra 1717.

Pero Wren fue mucho más que un Gran Maestro, su figura es clave en el Londres de la época; pero no debemos adelantar los acontecimientos. Empecemos pues a desgranar lo poco que sabemos sobre su vida.

Sir Christopher Wren nació el 20 de Octubre de 1632 en Wiltshire, fue un reconocido científico y arquitecto cuya mayor fama se debe a los trabajos de reconstrucción de Londres tras el fatídico incendio de 1666: desde el domingo 2 de septiembre hasta el miércoles día 4, el fuego destruyó la ciudad medieval de Londres y amenazó, pero no llegó, al distrito aristocrático de Westminster, el Palacio de Whitehall y la mayoría de los asentamientos suburbanos. Se destruyeron 13.200 casas, 87 iglesias parroquiales, 44 salones de la Livery Company, la Catedral de San Pablo, etc. Dejó a unas 80.000 personas sin hogar, un sexto de los habitantes de la ciudad en ese momento.

Christopher Wren fue uno de los primeros miembros de la Royal Society. Según Robert Lomas, en su obra “El colegio invisible”, no fue un simple miembro sino que fue uno de los miembros fundadores junto con Sir Robert Moray, William Petty, Robert Boyle y otros más. Además la presidió entre 1680 y 1682.

Wren era el hijo del diácono de Windsor, se trataba de un cargo real que causó privaciones a la familia durante la época de la Commonwealth (1649 – 1660), estamos en la época de la “república” Inglesa en la que los reyes fueron expulsados y se generó una guerra entre ortodoxos y liberales (en cuanto a creencias religiosas), lo cual da para entender la débil posición de un diácono en aquellos momentos.

De niño conoció al joven príncipe Carlos que más tarde se convirtió en el rey que empleó a Wren como arquitecto y le encargó la mayor parte del trabajo de reconstrucción del Londres destruido.

Estudió en el Westminster School y en el Trinity College de Oxford. En 1657 se convirtió en profesor de Astronomía en el Gresham College y más tarde en Oxford, cargo del que dimitió 16 años después. El propio Isaac Newton, poco dado a reconocer y elogiar a los demás, destacó la brillantez de Wren como científico.

En cuanto a su faceta arquitectónica, su primer proyecto fue el Teatro Sheldonian, que aún conserva y se puede visitar en Oxford. Otros edificios suyos fueron diversas construcciones universitarias, las capillas de Pembroke y la de Emmanuel, ambas incluidas en los Colegios del mismo nombre.

Sin embargo, como suele suceder muchas veces, fue una tragedia la que lo llevó a su máximo reconocimiento. Tras el incendio de Londres se hizo necesario reconstruir la gran parte de Londres. Uno de los motivos por los que el incendio fue tan destructivo se debió a los materiales de construcción, pues la mayoría de los edificios y casas eran de madera. En los nuevos planos de la ciudad se utilizó la piedra y el “ladrillo” para evitar ese problema en el futuro.

Fue escogido por el propio rey Carlos para ser el arquitecto de San Pablo ya que el anterior edificio había quedado destruido. El diseño y la construcción de la nueva catedral empezó en 1675 y no se terminaron hasta 1710; la Catedral de San Pablo es una de las pocas catedrales inglesas edificadas después de la época medieval y la única de estilo renacentista de todo el país. Para su diseño, Wren se inspiró en la Basílica de San Pedro de Roma y a pesar de encontrar una fuerte oposición al final consiguió dotar a Londres y a Inglaterra de uno de sus edificios más hermosos

Pero su contribución no se limitó sólo a la Catedral de San Pablo, Wren, junto a sus asociados, diseñó numerosos edificios, incluyendo 51 iglesias para sustituir a las 87 destruidas, colaboró en el diseño del Monumento al Gran Incendio de Londres, el Observatorio de Greenwich, el Hospital de Chelsea, el Hospital de Greenwich y otros muchos edificios destacados.

El año de 1673, Christopher Wren fue nombrado caballero por lo que, a partir de ese momento si que podemos ya referirnos a él como Sir Christopher Wren; asimismo sirvió como miembro del Parlamento inglés durante los periodos 1685-1688 y 1702-1705.

Según la Cronología Masónica del Hermano Omar Cartes, el 18 de Mayo de 1691, en la Iglesia de San Pablo, se reúne una fraternidad de Masones Aceptados en la que Sir Christopher Wren es iniciado, de lo cual se deduce que fue masón después de arquitecto en 1702 sube al trono la reina Ana de Inglaterra y Wren cesa como Gran Maestro sin nadie que lo sustituya. La masonería se encuentra en una situación de decadencia más que palpable. Un año después, en 1703, la Logia San Pablo adopta un acuerdo que Anderson incorporaría en sus Constituciones de 1723 y que, podemos afirmar, marca el comienzo del fin de la masonería operativa y abre el camino hacia la especulativa. El texto dice lo siguiente:

“Los privilegios de la Masonería no serán, en lo sucesivo, patrimonio exclusivo de los masones constructores; cualquier otra persona, de cualquier otra profesión, tendrá derecho a optar a eses privilegios siempre que sea regularmente aprobada e iniciada en la Orden”.

Debido a todo esto, podemos afirmar, sin lugar a duda, que además de ser un gran hombre, arquitecto y científico clave en el Londres de la época, Sir Christopher Wren fue el último Gran Maestro de la masonería Operativa.

El 25 de Febrero de 1723 moría este gran hombre. Su cuerpo se encuentra enterrado en la Catedral de San Pablo, su obra cumbre. ¿Cabe mayor honor para un masón que descansar eternamente en una de sus obras?